PRESENTACIÓN


            Antes de empezar y como preludio a nuestra actividad cibernética queremos explicar un poco que vais a encontrar aquéllos que piquéis en este blog o no blog, mejor dicho.

            Este blog no va a ser nunca un blog de reseñas. Suena raro, pero es así. Nosotras no somos críticos de un cultural, somos dos hermanas lectoras empedernidas que, simplemente, hemos decidido pasar de recomendar boca a boca lo que leemos, a hacerlo en un blog. Nos dan igual los seguidores, no pretendemos se la star de turno y, salvo en contadas ocasiones, no haremos sorteos ni similares. Nuestro objetivo es sólo recomendar, como hasta ahora hemos hecho, y nos conformamos con que alguien lea lo recomendado y lo disfrute como nosotras.

            Entre ambas hermanas sumamos años de lectura: todos los géneros, todas las temáticas, todas las épocas, pero aquí y ahora nos vamos a dedicar fundamentalmente al género romántico. ¿Por qué? Es sencillo. Generalmente al lector y al no lector se le nombra el género y pone cara rara. Sí, rara, así como de “¡bah! Género menor”… y nada más lejos de la realidad. Somos de las que pensamos que no hay género pequeño, sino libros pequeños y grandes libros. Ahí no se distingue: un libro es malo, regular o un gran libro independientemente del género. Luego puede gustar más o menos la temática, te puede llamar más o menos la atención, pero lo que es bueno es bueno. Esto es como un jamón de pata negra: te puede no gustar el jamón, pero el jamón de bellotita es una delicia.

            No somos jueces, ¡ojo! Leemos y recomendamos lo que nos gusta y punto. Simple y sencillo. Puede ocurrir que no nos guste, también lo diremos porque es legítimo decirlo. Nos gusta el arte y no nos gustan todos los cuadros, incluida alguna obra maestra, que jamás pondríamos en nuestros salones; nos encantan las pasarelas y hay modelones de reputados modistos que usaríamos para limpiar los cristales… Que no nos guste, no obstante, no resta un ápice el valor de una obra, es nuestra opinión; a nosotros puede parecernos infumables, ilegibles, tenebrosos y mal escritos, pero es a nosotros. Sin duda cada autor y cada libro tienen su lector. Jamás se tendrá en esta casa ánimo de ofender, pero, cuidado, si leído un libro no nos apetece para nada recomendarlo o nos ha parecido un pestiño, lo diremos.

            Como parte de esta locura se nos ha ocurrido que en lugar de pedir (no pedimos libro alguno, salvo a los Reyes Magos) vamos a regalar a nuestros autores preferidos. Sí señor, regalamos ese gallito tan mono, portugués él, que invoca la fe, la esperanza y la buena suerte, porqué eso es lo que queremos nosotros para nuestro autores VIPs, favoritos, releídos y requeterrecomendadísimos. Vamos, que el premio en sí es nada: no lleva dotación económica (la dotación nos la hemos gastado en libros), no es el Nobel, ni el Cervantes. Es simplemente nuestro Fallo. Partimos ya con unos cuantos gallos entregados, siempre de mutuo acuerdo,  porque las que suscriben han disfrutado enormemente de las lecturas de esos autores y, advertimos, es difícil que estemos completamente de acuerdo.

            Y como es lógico y como hasta los Oscars tienen sus contrarios, existirá la otra cara del gallo, que en nuestro caso viene de la mano del “buen” Savonarola. Esperemos que sean pocos los libros que mandemos con el monje, porque lo cierto es que resulta bastante molesto gastarte pasta en libro y que luego te queme en las manos. Con esto queremos decir que no es no nos guste el libro en cuestión, es que nos parece horroroso. Eso sí, siempre de buen rollo y con humor. Sin enfados.

            En resumen:
           1º.- No reseñamos, porque no somos críticos literarios.
      2º.-Este espacio es para recomendar lecturas. En nuestra recomendación os diremos nuestras razones para leerlos, pero como si estuviéramos delante de un café o una magnifica copita. Puro hedonismo lector.
          3º.- Lo libros nos los pagamos de nuestro bolsillo. Nos sentimos así un poquito mecenas. Leer es un vicio y hay que pagarlo. Saben mejor además.
          4º.- Daremos un premio al escritor, que puede ser autor de una o varias obras, no lo es por la trayectoria. Ese gallo tan distinguido es la forma de decirle GRACIAS; es la forma de expresarle nuestro cariño y nuestro apoyo porque su obra nos conmovió, nos hizo reír o llorar, nos llegó, a las DOS. Se dan de mutuo y absoluto acuerdo.
          5º.- Savonarola existe, pero eso no es nada malo. Es el ejercicio de libertad lectora, el derecho del lector a decir este libro me ha horrorizado, no se lo recomendaría a nadie. Esperemos no tener que usarlo, porqué os garantizaos que joroba un montón gastarte pasta en un libro y que luego lo tengan que colocar alejado de la vista o como decimos por la Raya “gastarse la pela pa’ná”.


            Y con esto nos despedimos de vosotros señores lectores. Solo desearos buenas lecturas y propicios viajes entre letras. 

Comentarios

  1. Me encanta esta declaración de principios!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a tí por tus historias

      Eliminar
    2. A nosotras también nos gusta! Es lo llevamos haciendo siempre. Menos enviar el gallo, los libros siempre nos los hemos cuchicheado

      Eliminar
  2. Buenas tardes. Me parece una bonita iniciativa esa de recomendar las lecturas que os gusten.
    Felicidades y suerte!
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por los buenos deseos. Intentamos hacerlo desde el corazón, esperando que el que quiera tomar nuestras recomendaciones rayanas disfrute de esas lecturas

      Eliminar
    2. Recomendar lo llevamos haciendo años. Ahora cambiamos la forma. Gracias

      Eliminar
  3. ¡Qué buena noticia que hayáis abierto blog! Espero ansiosa vuestras entradas, queridas hermanas, ¡lo que nos vamos a reír! ¡Felicidades y larga vida al blog!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias suegrísima. Esperamos hacerte reír y esas cosas.

      Eliminar
  4. Con risas y humor (esperemos que no haya demasiada "lumbre" 😜). Y te diremos:
    "como una ola llegó Juan Piamonte a nuestras vidas
    Como una ola de fuego y de caricias
    De espuma blanca y rumor de caracolas
    Como una ola"

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares